La jardinería podría ser el pasatiempo que te ayude a vivir hasta los 100

A medida que la población  envejece, al igual que en otros países del mundo, la investigación sobre la salud funcional y otros problemas del envejecimiento se ha convertido en una prioridad. La buena salud funcional es un factor profundamente importante en la capacidad de los  mayores de seguir viviendo con buena calidad de vida.

La jardinería es uno de los componentes comunes de las actividades que se proponen  para aumentar la calidad de vida,  así como el compromiso social, los esfuerzos productivos y el ejercicio. Los beneficios de los jardines también están relacionados con las propiedades reconstituyentes de la naturaleza,  simple hecho de estar  cerca de ella, a través de aves, animales y plantas tiene beneficios potenciales para el bienestar de las personas mayores.

Este artículo tiene como objetivo contribuir a un cuerpo de literatura midiendo sistemáticamente los beneficios psicosociales y fisiológicos de la participación de los mayores en la jardinería, comparando sus actividades de jardinería en el hogar y en la comunidad y explorando el papel de las actitudes de los mayores en su participación en la jardinería doméstica o colectiva.

A pesar de las muchas definiciones, generalmente se acepta que el envejecimiento exitoso o positivo implica más que la ausencia de enfermedad y la preservación del funcionamiento físico y cognitivo, los mayores poseen enormes reservas de capacidad en términos de funcionamiento, y el envejecimiento es simplemente otra etapa de su desarrollo, el envejecimiento exitoso es una dinámica entre pérdidas y ganancias, es decir, compensar las pérdidas o limitaciones en el funcionamiento con ganancias en el desarrollo de nuevas habilidades o apoyo tangible (por ejemplo, social o tecnológico) cuando sea necesario.

Tener una actitud positiva hacia el envejecimiento es una forma de resistencia psicológica a las disminuciones relacionadas con la edad. Asistir a la tarea diaria de la jardinería puede proporcionar una salida para la actividad con un propósito, que se asocia con una mayor autoestima, creatividad y estimulación mental. Mantener alguna forma de participación en la jardinería recreativa, especialmente a medida que uno envejece, puede ser crucial para el bienestar continuo del jardinero mayor y, por lo tanto, es un tema importante para explorar en la investigación.

Las actividades de jardinería pueden mejorar el bienestar psicológico mediante la regulación de las emociones y el alivio del estrés. Siempre hemos escuchado que ver la naturaleza a través de ventanas o imágenes puede afectar positivamente la recuperación del estrés, reduciendo la presión arterial y desacelerando la frecuencia cardíaca. simplemente estar en un jardín o ver elementos de un jardín puede proporcionar beneficios como la relajación y la restauración.

“. “Estar” en el jardín evoca recuerdos de los jardines de la infancia, reales o imaginarios. Tocar una planta en particular u oler una flor determinada puede transportar a una persona a su infancia. Por lo tanto, los recuerdos de jardines y paisajes pasados, que pueden invocarse a través del tacto o el olfato en el presente en un huerto o jardín, pueden servir para cultivar sentimientos de bienestar en las personas mayores.

Personas mayores jercitandose en el huerto-jardin

Beneficios físicos de la jardinería

La jardinería requiere un cuidado regular y continuo; por lo tanto, para los adultos mayores que participan activamente en sus huertos familiares, la jardinería brinda oportunidades para aumentar la actividad física, lo que puede prevenir la osteoporosis, reducir el riesgo de algunos cánceres, diabetes tipo 2, depresión y/o enfermedades cardíacas

En un estudio del Reino Unido se demostró que la actividad de jardinería de moderada a intensa de cuatro o más horas por semana se asoció con un riesgo significativamente menor de tasas de morbilidad y mortalidad en una muestra de hombres de mediana edad y mayores con enfermedades cardiovasculares. , también es una oportunidad para la estimulación mental.

Los beneficios pueden acumularse para las personas que pertenecen a un grupo de jardinería. Los grupos de jardinería ofrecen una forma para que las personas se conecten con la naturaleza y entre sí, lo que permite que se acumulen los beneficios sociales. La pertenencia a un grupo puede ser especialmente importante para los  mayores, especialmente durante períodos de cambio, como la jubilación de un empleo remunerado. Conectarse con otros miembros de un grupo de jardinería permite a las personas recibir apoyo social y contribuir positivamente a la vida de los demás, un factor de protección importante contra el aislamiento y la soledad.

La participación del grupo en actividades de jardinería puede generar capital social y mejorar la cohesión del grupo y el bienestar de la comunidad al proporcionar un lugar físico para conocer a otras personas con intereses y objetivos comunes.

Necesidades especificas a tener en cuenta en espacios públicos

Algunas conclusiones

En una muestra de personas mayores se experimentaron varios beneficios psicológicos, físicos y sociales a través del contacto regular con la naturaleza en sus jardines. El huerto doméstico puede proporcionar una salida para la actividad física y mental, así como la participación en la actividad social y productiva. Verduras, flores, frutas, hierbas, así como beneficios psicológicos y físicos, fueron los ingresos de la jardinería para mayores. Cuanto más positivas eran las actitudes hacia el envejecimiento, mayor era la voluntad de cultivar un huerto a pesar de delimitarlo su salud física..

Los resultados actuales destacan la necesidad imperiosa de establecer programas de atención domiciliaria y comunitaria que ayuden a las personas mayores que residen en sus propios hogares a continuar cultivando el patio de su casa ,como ocurre en muchos pueblos y especialmente en Córdoba con sus maravillosos patios y su  huerto a medida que envejecen. Las investigaciones futuras deberían centrarse en identificar los beneficios que la jardinería apoyada puede aportar a los mayores. Los resultados aquí tienen implicaciones importantes para los planificadores de jubilaciones y entornos residenciales de atención a personas mayores que desean adaptarse al deseo de seguir cultivando el jardín; cuando  se ven obligados a hacer un cambio en su situación de vivienda, poder establecer o frecuentar un jardín puede ser una forma de establecer una conexión con un nuevo lugar.

Considerando que la jardinería es una actividad física saludable y estimulante que pueden disfrutar las personas mayores. El jardín, el equipo y las herramientas pueden modificarse para adaptarse a las necesidades de las personas mayores, para crear un jardín que sea interesante, accesible y productivo. Algunas afecciones médicas y discapacidades físicas pueden restringir o impedir que las personas mayores participen en la jardinería. Sin embargo, con planificación y algunos cambios, puede crear un espacio seguro, accesible y agradable.

Pareja de mayores disfrutando del jardin

Beneficios de la jardinería para las personas mayores

La jardinería es beneficiosa para las personas mayores porque:

•             es una forma agradable de ejercicio

•             aumenta los niveles de actividad física y ayuda a la movilidad y la flexibilidad

•             fomenta el uso de todas las habilidades motoras mejora la resistencia y la fuerza ayuda

                a prevenir enfermedades como la osteoporosis

•             reduce los niveles de estrés y promueve la relajación

•             proporciona estimulación e interés en la naturaleza y el aire libre

•             mejora el bienestar como resultado de la interacción social

•             puede proporcionar productos nutritivos cultivados en casa.

Susceptibles de golpes,moretones,quemaduras y heridas

Consideraciones de salud en el jardín

•             Algunas condiciones físicas, mentales y relacionadas con la edad deben tenerse en cuenta cuando las personas mayores trabajan en el huerto o jardín, pero no deben impedir que lo disfruten .

Estos incluyen:

  • piel

•             – piel frágil, adelgazante hace que las personas mayores sean susceptibles a golpes, moretones y quemaduras de sol visión

•             – cambios en la estructura del cristalino del ojo, pérdida de la visión periférica y en general una visión más pobre pueden restringir las actividades de las habilidades mentales

•             – la salud mental, el pensamiento y las habilidades de memoria pueden ser afectadas por demencia y condiciones similares temperatura corporal

•             – susceptibilidad a los cambios de temperatura y una tendencia a deshidratarse o sufrir agotamiento por calor, son preocupaciones comunes con la actividad física al aire libre para las personas mayores esqueléticas

•             – las caídas son más comunes porque el equilibrio a menudo no es tan bueno. La osteoporosis y la artritis pueden restringir el movimiento y la flexibilidad.

Ajustes al equipo y al jardín para las personas mayores

Los espacios, las herramientas y el equipo del jardín se pueden modificar o adaptar para ayudar a reducir el estrés físico asociado con la jardinería para las personas mayores.

Las sugerencias incluyen:

•             uso de la plantación vertical para hacer que las camas del jardín sean accesibles para plantar y cosechar;

•             intente usar espacios de pared y estructuras que eleven las camas para permitir que las personas con restricciones físicas eviten agacharse  utilizando cestas colgantes retráctiles, carretillas y contenedores con ruedas camas de jardín elevadas para encontrar herramientas y equipos adaptables:

•             están disponibles en algunas ferreterías que usan espuma, cinta y tubos de plástico

•             para modificar las herramientas existentes para un mejor agarre utilizando herramientas livianas que son más fáciles de manejar

•             brindar áreas de sombra para trabajar en los meses de verano con sillas estables y mesas para usar en la jardinería cómodamente

•             asegurándose de que haya un grifo cerca o considere instalar un sistema de alimentación por goteo para facilitar el riego.

Seguridad en el jardín para las personas mayores

Los consejos de seguridad que las personas mayores (y sus cuidadores) deben seguir incluyen:

•             Preste atención a cualquier corte, hematoma o picadura de insectos de inmediato.

•             Tenga cuidado con el uso de herramientas eléctricas.

•             Asegure las puertas y vallas si la pérdida de memoria es un problema.

•             Asegúrese de que los caminos y pasarelas sean planos y antideslizantes.

•             Caliente antes de trabajar en el jardín y fomente los descansos frecuentes.

•             Evite la exposición al sol trabajando en el jardín temprano en la mañana o al final del día.

•             Use un sombrero y aplique protector solar con frecuencia.

•             Beba agua o jugo y evite el alcohol.

•             Use zapatos protectores, ropa liviana y cómoda que cubra la piel expuesta, un sombrero y guantes de jardinería.

•             Almacene el equipo de jardinería de forma segura.

Jardines y huertos comodos de cultivar

Actividades de jardinería para personas mayores

Hay muchas actividades asociadas con el cultivo de un jardín que las personas mayores pueden disfrutar.

 Estos incluyen:

•             cavar  plantar regar cosechar alimentos y flores.

  • disfrute sensorial: oler, tocar, mirar, escuchar, recordar manualidades y pasatiempos asociados con la preparación de alimentos con plantas. etc.….

Mayo 2021