JARDINES DE MURILLO.-ACTOS VANDÁLICOS

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El Ayuntamiento de Sevilla, a través de su Delegación de Parques y Jardines, ha iniciado obras de restauración de diversos elementos patrimoniales de los Jardines de Murillo, labores que cuentan con un presupuesto total de 48.228 euros, IVA incluido.

Las obras consistirán en trabajos de restauración, conservación y reposición de piezas artísticas, entre ellas azulejos vidriados y capiteles, así como la restauración de la Glorieta de García Ramos o la reparación de las bombas de agua de las cuatro fuentes.

La actuación coincidirá con los últimos actos de conmemoración del IV centenario del nacimiento del pintor sevillano,

La Plataforma Ciudadana por los Parques, los Jardines y el Paisaje de Sevilla ha puesto de manifiesto en varias ocasiones y desde hace años, los actos de vandalismo que han sufrido y están sufriendo estos jardines tanto en sus elementos decorativos, bancos fuentes y glorietas, como en las plantaciones existentes.

A modo de recordatorio los daños ocasionados en las fuentes que han sido restauradas sin reproducir su estado original, bancos y   reproducción de capiteles rotos (los originales fueron depositados en el Museo Arqueológico Municipal ante la sustracción de alguno de ellos). Las columnas de mármol que conforman las glorietas sucias de óxido de hierro producido por el riego con las aguas freáticas que se utilizan para el riego de los jardines. La pequeña pérgola y las cadenas que cierran las glorietas desaparecidas, la vegetación falta de reposición, todas estas denuncias han quedado recogidas en distintas informaciones y denuncias remitidas al Ayuntamiento. Durante largos años que los jardines han aparecido abandonados a su mejor suerte.

JARDINES DE MURILLO.-ESTADO aCTUAL

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

También L Asociacion de Vecinos del Barrio de Santa Cruz han reclamado un plan que termine con el estado de “degradación existente” y ha apostado por devolver a esos jardines el aspecto anterior, “que se restauren, se potencien y que se conserven ante unas fuentes secas que acumulan tierra, unos bancos llenos de grafitis y suciedad y unos jardines arrasados.

Cientos de turistas atraviesan los jardines diariamente para acceder al barrio de Santa Cruz, el manifiesto abandono de estos jardines era la tarjeta de visita que les ofrecía la ciudad, era inadmisible, pero así ha estado durante los últimos años.

Nos alegramos de que el Ayuntamiento este interviniendo en una restauración integral de los elementos arquitectónicos de los jardines con una empresa acreditada en restauraciones de Bienes de Interés Cultural, esperamos que los jardines tengan la misma atención al finalizar las obras previstas a finales de año.

Estos jardines por su estado de abandono no estaban para ser visitados y cientos de turistas lo hacen todos los días. Están declarados Bien de Interés Cultural (B.I.C) con categoría de Jardín Artístico desde 2002.

Y después que… los jardines declarados BIC, patrimonio de la ciudad pasarán a sufrir de nuevo un ya tradicional abandono como ha sucedido en los últimos tiempos que han sido vandalizadas sus fuentes, destrozadas las glorietas y arrasados sus jardines o se considerará su protección

jARDINES DE MURILLO.-1929

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Los jardines han sido restaurados con Fondos Europeos en 2001 con las mismas actuaciones que ahora se proponen, posteriormente actuaciones puntuales han tenido que ser llevadas a cabo ante los actos vandálicos ocurridos.

En diciembre de 2012 concluyeron las obras de recuperación y adecentamiento de las diferentes glorietas que conforman los Jardines de Murillo. Tras diferentes ataques vandálicos y por culpa de caídas de diversas ramas de los grandes árboles que pueblan el recinto verde, el estado que presentaban era mejorable.

La protección de patrimonio verde de la ciudad queda incursa en las ORDENANZA DE ARBOLADO, PARQUES Y JARDINES PUBLICOS EN EL MUNICIPIO DE SEVILLA aprobadas por en Ayuntamiento, que por cierto no se mencionan los BIC como bienes de interés cultural cuya protección debe ser mas exigente teniendo en cuenta los valores que contienen.

El problema esta en que no existe una policía especifica que vele por este patrimonio por lo que las Ordenanzas se quedan en obsoletas.

Las Asociaciones de Vecinos han reclamado en varias ocasiones la existencia de Patrullas Verdes Medioambientales que protejan este patrimonio y apliquen las ordenanzas aprobadas, las existentes o las que se promulguen hasta que el civismo permita que los ciudadanos responsables protejan su propio patrimonio.

Mientras hay que buscar soluciones para que las obras de restauración que se realizan sean perdurables en el tiempo y los jardines puedan lucir en su mejor esplendor durante muchos años.

Leer más en jardinessinfronteras.com. El paseo de Catalina de Ribera y los jardines de Murillo.

 

Sevilla septiembre 2018